domingo, 12 de agosto de 2012

Flamenco para las lunas de agosto

Fuente: granadahoy.com 12/08/2012
BELÉN RICO
Anfiteatro, la terraza de verano del Palacio de Congresos, completa la oferta de ocio estival con cócteles, buen ambiente y dos espectáculos musicales para su amplio graderío de 1.200 asientos

Los habituales de las noches de agosto en Granada capital, los nuevos reclutas forzosos que se estrenan en este estilo más seco que nunca y los privilegiados turistas que han elegido la ciudad para pasar unos días tienen desde junio un plus cultural y festivo. Anfiteatro, la última terraza de verano de Granada y por tanto la de moda en 2012, abrió sus puertas sobre el emblemático y baldío Palacio de Congresos.

Los verdes muros del fantasmal barco se ven iluminados cada media hora por más de media docena de colores distintos, los mismos que van cambiando los jóvenes rostros de los clientes que acuden a echarse una copa en la azotea. Charlar, ver y dejarse ver en el Anfiteatro es una de las aficiones más practicadas por los cachorros con ropa de marca que no han podido emigrar a la Costa o que hacen parada y fonda en la capital entre viaje y viaje.

Pero la juventud no es el target exclusivo de esta terraza, que abre sus puertas cada tarde a las 16:00 horas pensando tanto en los grupos de matrimonios aficionados a las tertulias alrededor de una buena copa como en las parejas que buscan una rincón de diseño. "Nuestra clientela abarca tanto a los jóvenes como a las personas de más edad, el común denominador es que a partir de una cierta hora todos tienen que llevar un mínimo de etiqueta", explica el director comercial, Sergio Vozzo, quien matiza que de día el vestuario puede ser más informal, propio de personas que van de la playa a la piscina, a la inversa o similar, pero que por la noche no se puede entrar con chanclas.

Hasta ahí más o menos lo normal, igual que el resto de terrazas granadinas con música chill out, el nuevo estilo de decoración entre minimalista y art decó y barra de cócteles. En lo que difiere radicalmente esta nueva atalaya consagrada al ocio y a la diversión es en su oferta cultural, destinada principalmente a los turistas. "El Anfiteatro quiere rellenar ese vacío de un espacio con programación estable de flamenco en el centro de la ciudad y con un aforo lo suficientemente grande", cuenta el director comercial sobre el nuevo espacio dedicado género musical pero abierto a otras artes escénicas y a la música local. "Los martes y miércoles tenemos la Noche flamenca de Tatiana Garrido y los viernes y sábados el espectáculo Agua. El precio es de 33 euros con una copa de bienvenida y de 28 euros sólo con una consumición después. Para los granadinos, el precio de la entrada al Anfiteatro sin ninguna oferta más es de 18 euros", explica Vozzo, quien añade que la intención es abrirse los jueves a los nuevos grupos granadinos o a los monólogos del Club de la Comedia.

Por lo pronto los martes y los miércoles Garrido repasará los principales palos del flamenco con una puesta de escena de reminiscencias lorquianas. El fin de semana el espectáculo Agua "fusiona música nazarí con un concepto muy actual del flamenco" y añade una representación de la turística zambra.

De las 1.200 plazas con las que cuenta el Anfiteatro del Palacio de Congresos, la ubicación del escenario reduce la oferta de entradas diaria a 800 por sesión. Aún así, se trata de uno de los espacios escénicos más grandes de la ciudad y supone una fuerte apuesta por su programación pensada eminentemente para el público extranjero, una especie de nueva zambra con el barniz del siglo XXI.

más información

No hay comentarios:

Publicar un comentario